Endoterapia

Endoterapia

La solución más efectiva y respetuosa con el medio ambiente para las plagas y enfermedades de sus árboles y palmeras

La solución más efectiva y respetuosa con el medio ambiente para las plagas y enfermedades de sus árboles y palmeras

¿Qué es la ENDOTERAPIA?

La ENDOTERAPIA consiste en la aplicación de productos fitosanitarios y complementos nutricionales directamente en el sistema vascular como si de una vacuna se tratara. Los productos se incorporan mediante una inyección en el tronco y van directos a la savia haciendo que lleguen a todos los órganos del árbol. La efectividad de este método ha llevado a la endoterapia a convertirse sin duda alguna en el mejor sistema para la sanidad de árboles y palmeras.

¿Qué es la ENDOTERAPIA?

La endoterapia consiste en la aplicación directa de productos fitosanitarios y complementos nutricionales directamente en sistema vascular como si de una vacuna se tratara. Los productos se introducen mediante una inyección en el tronco que van directos a la savia haciendo que lleguen a todos los órganos del árbol. La efectividad de este método ha llevado a la endoterapia a convertirse sin duda alguna en el mejor sistema para la sanidad de árboles y palmeras.

VENTAJAS

Ventajas de la ENDOTERAPIA

¿Cómo funciona?

Aunque es un sistema relativamente nuevo la historia de la endoterapia se remonta a la época de Leonardo Da Vinci, el cual ya experimentó con tratamientos a base de arsénico. En los últimos años paises como EE.UU. e Italia han ido desarrollando este método hasta llegar a sustituir por completo a los medios tradicionales y especialmente los áereos indiscriminados. A grandes rasgos, la técnica consiste en perforar el tronco e introducir los productos directamente en la savia. Para ello es recomendable realizar un taladro con broca de madera creando de esta manera una cámara de aire que mejora la abosorción del producto. No recomendamos los métodos de inyección directa sin taladro por los daños que sufren las fibras y posteriores agrietamientos del tronco. Además, al carecer de cámara de abosorción se corre el riesgo de producir graves daños vasculares. Una vez conectamos con el sistema vascular del árbol introducimos por inyección la solución traslocadora con la materia activa correspondiente según diagnóstico. 
Nuestro método es de inyección directa a baja o alta presión según necesidades. No utilizamos envases externos previamente presurizados. La inyección es inmediata garantizado la total absorción, sin dejar ningún tipo de resto al exterior como ocurre en otros sistemas de botellas o bolsas. El árbol con nuestro sistema no sufre ningún daño, la herida es rápidamente cicatrizada o “compartimentada” como llamamos en arboricultura. 
Es importante además utilizar la solución traslocadora adecuada a cada especie. No recomendamos mezclar la materia activa con agua o inyectarla sin diluir. Está demostrado empíricamente la importancia de los “vehículos” del fitosanitario mostrando una mayor traslocación en secciones de tronco tintadas. 

¿Cómo funciona?

Aunque es un sistema relativamente nuevo la historia de la endoterapia se remonta a la época de Leonardo Da Vinci, el cual ya experimentó con tratamientos a base de arsénico. En los últimos años paises como EE.UU. e Italia han ido desarrollando este método hasta llegar a sustituir por completo a los medios tradicionales y especialmente los áereos indiscriminados. A grandes rasgos, la técnica consiste en perforar el tronco e introducir los productos directamente en la savia. Para ello es recomendable realizar un taladro con broca de madera creando de esta manera una cámara de aire que mejora la abosorción del producto. No recomendamos los métodos de inyección directa sin taladro por los daños que sufren las fibras y posteriores agrietamientos del tronco. Además, al carecer de cámara de abosorción se corre el riesgo de producir graves daños vasculares. Una vez conectamos con el sistema vascular del árbol introducimos por inyección la solución traslocadora con la materia activa correspondiente según diagnóstico. 
Nuestro método es de inyección directa a baja o alta presión según necesidades. No utilizamos envases externos previamente presurizados. La inyección es inmediata garantizado la total absorción, sin dejar ningún tipo de resto al exterior como ocurre en otros sistemas de botellas o bolsas. El árbol con nuestro sistema no sufre ningún daño, la herida es rápidamente cicatrizada o “compartimentada” como llamamos en arboricultura. 
Es importante además utilizar la solución traslocadora adecuada a cada especie. No recomendamos mezclar la materia activa con agua o inyectarla sin diluir. Está demostrado empíricamente la importancia de los “vehículos” del fitosanitario mostrando una mayor traslocación en secciones de tronco tintadas. 

Contacto

Contacto